Recelo señuelo

No entendían su conducta,
ni mentiras ni sus miedos…
quizá será porque no comprendieron,
que sólo se trataba de celos…

Conductas soberbias,
mentiras sin velo,
miedos al ayer o al pasado…
o a un futuro inminente…
que no contienen nada, sino anhelo…

Recelo señuelo…
que daña, que muerde…
que arranca, que enciende…
que lastima, que pierde…
que no descansa…
sin consuelo…

Son las cosas del peregrino,
la envidia, la vanidad y tal vez el desvelo…

Pero nunca olviden,
aunque duela el destino,
que todo vuelve,
y puedas caer más pronto que tarde
en el señuelo.